September 24th, 2006

Política: la estrategia de la desinformación.

Sabemos que quienes tienen los medios tienen el poder. Y sabemos que lo mejor que tienen los medios de comunicación es que puedes "sugerirles" que digan lo que a ti te dé la gana. Al principio, funciona. No puedes decir que no hay paro donde lo hay, pero puedes retocar las cifras. No puedes decir que el aire está limpio en el México DF, pero puedes trastear con los índices. Puedes evitarte problemas.

Pero, mala suerte para ellos, buena parte de la población ha aprendido a no tragarse las bolas que les sueltan por la tele. Habría sido mucho mejor que hubieran aprendido a contrastar opiniones y llegar a soluciones razonadas que no tuvieran nada que ver con lo que desean creer... Pero por lo menos han aprendido a agarrar los datos que les dan con cuidado. Y desde luego, sí son capaces de contrastarlos con lo que pasa en la calle.

Y como los políticos y poderes de facto también aprenden, han aprendido a utilizar los medios de forma más sutil, más fiera, más poderosa, y más útil a largo plazo.

Los medios de comunicación están totalmente politizados y acogotados. No se nota tanto como cuando estaba Urdaci, pero es porque han cambiado la estrategia. Urdaci se pasaba de rosca por lo que contaba. Ahora, se pasan de rosca por lo que NO cuentan. Y creedme, no-cuentan una inmensa cantidad de datos que serían interesantes, y que la gente que sólo ve la tele no va a contrastar EN SU VIDA.

Por ejemplo, hubo un domingo. Un domingo dominguero del año pasado. Fue el día siguiente a la cutre manifestación de los que estaban en contra del matrimonio homosexual. En el telediario de la primera, el de nuestro querido Milá, se habló de los peces, de un volcán submarino, y de dos chorradas más. Aquello parecía un documental de Cousteau, no un telediario. Tanto era así, que mi hermano preguntó:
-¿Qué demonios pasó ayer en mi país para que hicieran este telediario?

Pues pasó lo siguiente: por un lado, la manifestación anti-matrimonio homosexual. No estoy a favor de ellos (si acaso, para tener a la gente contenta -sobre todo a los que tienen más de 50 años-, bastaba con llamarlo "unión", "romance" o "amastia" en lugar de matrimonio), pero como en realidad es un problema de términos y estoy de acuerdo con la base, no me manifesté. Pero que yo no me manifestara y no estuviera de acuerdo con los manifestantes, no cambia el hecho de que, como mínimo, 200.000 personas (no, dos millones no, unas 200.000) se manifestaron, y las noticias "pasaron" olímpicamente del tema. Eso no se debe hacer.

Por otro lado, Zapatero metió la gamba en las negociaciones sobre los presupuestos europeos, y ahí sí que es grave que no saliera en el noticiario. Dejemos una cosa clara: España iba a perder dinero de todas, todas, porque ahora entran países más pobres en la unión, y hay que darles dinero a ellos. Pero Zapatero cometió un error de bulto al no asegurar la negociación, con lo que perdió unos pocos de miles de millones de euros. (El error de bulto fue no cerrar la negociación con lo que había conseguido: porque al tener que repetirla al año siguiente, España tenía que presentar las cifras del año siguiente, en la que el PIB era superior, y empezaría las negociaciones con derecho a mucho menos dinero -si seguís con dudas, me lo preguntáis y lo explico mejor-). En realidad, también da un poco igual, porque nosotros difícilmente vamos a ver un duro de esos fondos... Pero no deja de ser ofensivo que no saliera en las noticias.

Y no estoy particularmente en contra del gobierno. Que cuando hacen algo bien, los mismos medios a los que el PSOE considera "enemigos" y "fachas" se lo reconocen. Para que luego digan de El Mundo:

http://elmundo.es/elmundo/2006/09/22/prego/1158955336.html

Pero sí estoy en contra de "borrar" de las noticias aquellas que no me gusten. Otro ejemplo.

¿Os acordáis de los OCHO meses que estuvo este país, o Confederación, o lo que puñetas sea ahora, con el Estatuto de Cataluña parriba, Estatuto pabajo? ¿La que se montó a cuenta del puñetero estatuto, y ni oías hablar de paro, inmigración o vivienda, porque parecía que el estatuto iba a causar que en Cataluña todo el mundo tuviera un chalet con piscina, y en el resto de España todos muriéramos de tifus? ¿Y que los de ERC eran los que más bronca, más grande y más intensa, montaban a cuenta del Estatuto? ¿Y que no se hablaba casi del Carmel de Barcelona, pese a que se cayó un edificio y han quedado agrietados muchísimos más, por no hablar de que murieron "sólo" dos personas, pero podría haber sido una masacre?

Bueno, pues hubo un día, en que el telediario de la sexta (esto fue hace poco) dedicó QUINCE MINUTOS a protestar porque iban a talar unos árboles altísimos, bellísimos, de muchos años, en Madrid, porque había que hacer unas obras (las del Prado, recuerdo).

Y después de esos quince minutos berreando porque se talaban árboles, salieron TREINTA SEGUNDOS para decir que ERC votaba que "NO" al estatut, con Carod Rovira diciendo que aquello era muy poco, que habían capado el texto y tal.

Y después, fútbol.

¿Lo habéis entendido? A ver, estoy en contra de tirar árboles crecidos, ¿eh? Como el que más. Y el de Esquerra puede decir lo que le salga de las narices (aunque deberían pedir más disculpas por los atentados de Terra Lliure, que si bien han sido más listos que los etarras al dejar las armas, los asesinatos no desaparecen poniéndoles una alfombra encima, ya podrían disculparse de vez en cuando, ¿no?)... Pero, por más que me gusten los árboles altos y por más derecho que tenga ERC a montar el pollo con el estatuto y luego votar que no porque no les gusten las enmiendas... Cojones, lo del estatuto es MÁS importante que lo de los árboles. De aquí a Lima.

Y más importante que el fútbol, claro.

Todo esto, os lo cuento porque quiero que veáis cómo funciona la nueva estrategia de desinformación. Recordad que, ahora, no son las mentiras que cuentan... Sino lo que no cuentan... O el cómo lo no-cuentan.

Si en un telediario pasan una noticia ecológica por encima de una política, contrastad la política (a no ser que la ecológica sea que ha reventado una central nuclear, en cuyo caso, siempre irá por delante de la política -que no sea una guerra, claro-). Ya me entendéis: los fuegos en Galicia son de primera plana, pero a pesar de ser una desgracia como una casa, ¿han ocupado quince minutos en algún telediario? NO. Con que, por favor, contrastad lo que veis, y sobre todo, lo que os cuentan.

¿Por qué cuento esto? Bueno, otro detalle de desinformación. En Cataluña se presentan los Ciutadans de Catalunya, ¿no? Son un partido establecido, con una campaña muy atrevida: http://www.ciutadansdecatalunya.com/ciutadans_cat.htm Os caerán bien o mal, pero existir, existen, ¿verdad?

Pues no, no existen. ¡Zapf! Volatilizados. Según este artículo de La Vanguardia, Ciutadans NO existe:

http://www.lavanguardia.es/gen/20060924/51284628944/noticias/ciu-acentua-su-ventaja-sobre-el-psc-a-un-mes-de-las-elecciones-jose-montilla-erc-pp-josep-lluis-carod-generalitat-artur-mas-rovira-pasqual-maragall.html

Y no es ya que no salga en las encuestas, (que podría ser porque es muy nuevo). Mirad el menú lateral izquierdo, que hay una lista de partidos. ¿Está Ciutadans ahí? No, claro. Ya les regalaron mucha publicidad los maulets cuando golpearon a uno de sus miembros.

No os quiero decir que votéis a Ciutadans, o a los verdes, o a CiU o al PSOE. Los que estáis en Cataluña sabéis perfectamente lo que os conviene y lo que no. Y creo saberlo, porque leí en vuestros blogs que estábais contentísimos porque el Barça había ganado la liga, pero no vi el mismo espíritu alegre cuando el Estatut. Igual me equivoco, pero me pareció un poco que os resbalaba. Quizás esa impresión me viene de que vi a la gente más contenta por el triunfo del Barça. O quizás porque para aprobar el Estatut, votó menos de la mitad del censo electoral catalán. Lo que creo que fue muy buena idea, porque mal que me siente admitirlo, haber votado que no habría hecho al PP aprovecharse de la situación (es el problema de que por cada ultra-catalanista idiota haya un ultra-nacionalista idiota, porque la idiotez no conoce fronteras, ideologías, razas ni religiones). El PP habría montado el pollo, que tanto le gusta "¿Tanto follón para esto?" La abstención me pareció que es lo mejor que habríais podido hacer. Corregidme si me equivoco (y que no sea sólo Elgie, por favor), pero me sonó a "¿por qué no arreglas mis problemas de verdad y te dejas de hacer el chorra?" Pero ya os digo, corregidme si me equivoco.

En fin, que sean las elecciones que sean, votad a quien queráis, pero tened cuidado con las cosas que no-existen. Por ejemplo, para votar a Ciudadanos en Blanco, hay que exigir que te den la papeleta, porque las esconden, y si no montas el pollo y amenazas con denunciar e impugnar todas las urnas (en cuyo caso, el partido que crea ser el mayoritario en la zona te soltará las papeletas para que te calles), no te las dan. Y si no te atreves a preguntar, si no has comprobado los datos, igual te crees que los Ciudadanos en Blanco no existen. Y, gustarán o no, pero existir existen, son un partido para los descontentos (que hay muchos), y son el independiente no-nacionalista más votado (40.000 en las últimas).

Lo dicho: cuidado con lo que os cuentan... Pero más aún con lo que os no-cuentan. Son demasiado listos como para mentir, pero también demasiado listos como para contaros toda la verdad. Atentos a eso, que nos toca a todos :)